Fraccionamiento de pagos y sanciones por falta de presentación de las cuentas anuales

Una de las medidas contenidas en el RDL 3/2.016 del pasado 2 de Diciembre introduce, a partir del 1 de enero de 2.017, restricciones en la concesión de fraccionamientos o aplazamientos de pago de deudas tributarias.

En concreto :

  • deudas por retenciones Hasta ahora sólo se podía solicitar fraccionamiento en casos muy excepcionales, como carecer de bienes para garantizar la deuda o que la ejecución del patrimonio empresarial pudiera ocasionar efectos en la continuidad de la actividad. Pues bien, desde el pasado día 1, se han eliminado también estas excepciones por lo que en ningún caso podrán solicitarse fraccionamientos de deudas por retenciones practicadas.
  • deudas derivadas de tributos repercutidos como el IVA, excepto se pruebe que se trata de cuotas repercutidas que no han sido cobradas. Esta frase de complicada interpretación, está creando numerosas incertidumbres y se espera que el Ministerio la aclare en los próximos días.
  • deudas por los pagos fraccionados del Impuesto sobre Sociedades.

Un aspecto importante a tener en cuenta en esta nueva etapa en lo que se refiere a fraccionamientos, es que, caso de presentarse solicitud de alguna de las deudas comprendidas en los casos anteriores, dicha solicitud se considera inadmitida, por lo que si no se realiza el pago en plazo voluntario, se trasladará a recaudación ejecutiva con los consiguientes recargos de apremio.

No obstante, la AT acaba de publicar en su página web un comunicado permitiendo a los autónomos solicitar fraccionamientos de pago por cuotas de IRPF o de IVA según las siguientes circunstancias:

  • si la cuota es inferior a 30.000.-€, se podrán conceder fraccionamientos hasta un máximo de 12 pagos mensuales sin necesidad de aportar garantías.
  • si la cuantía es superior a 30.000.-€, será necesario aportar garantías y el plazo máximo de fraccionamiento será de 36 meses. Si la deuda es por IVA, deberá además acreditarse que las cuotas repercutidas no ha sido cobradas.

Sanciones por falta de presentación de las cuentas anuales

Desde la implantación hace varios años de la obligación de presentar Cuentas Anuales por parte de todas las sociedades mercantiles, nunca se había sancionado el incumplimiento de esta obligación.

Sin embargo, tanto la Dirección General de Registros y Notariados (DGRN) como el Instituto de Contabilidad y Auditoría de Cuentas (ICAC) han tomado cartas en este asunto y desde el ejercicio pasado se han implantado sanciones por dicho incumplimiento.

Las dos consecuencias principales de esta  falta de presentación son:

  • el cierre registral de la hoja de la sociedad, por lo que no se podrá inscribir a partir de ese momento ningún documento.
  • imposición de una multa que oscilará entre 1.200.-€ y 60.000.-€ por cada ejercicio. No obstante, si la sociedad posee un volumen de ventas superior a 6MM euros, podrá ampliarse el límite hasta 300.000.-€.

Para la imposición de estas sanciones, la DGRN trasladará en el segundo mes de cada año al ICAC la lista de sociedades incumplidoras de la obligación de depositar las Cuentas Anuales en el ejercicio anterior.

Las Cuentas Anuales deben presentarse dentro del mes siguiente a la fecha de aprobación por la Junta General. Su presentación se realiza telemáticamente (es la opción más utilizada últimamente) ante el Registro Mercantil de la provincia en la que la sociedad tenga su sede social.

Les recomendamos comprobar si algún ejercicio no ha sido presentado con el fin de reducir la posible sanción. Para cualquier duda puede contactar con el Despacho.

 

call to action